El Grupo Parlamentario de Mujeres (GPM) brindó conferencia de prensa, en la que exhortó y recomendó a la Comisión de Hacienda y Especial del Presupuesto, realizar varias modificaciones al Presupuesto General de la Nación 2020 antes de su aprobación, a fin de que se implementen programas que garantizan derechos de las mujeres, puesto que según análisis de instancias especializadas se disminuyen $61.1 millones en este rubro con relación al Presupuesto 2019.

El GPM considera que aunque poco a poco las voces de las mujeres se han comenzado a hacerse sentir, lo cual ha sido notorio en las 2 últimas elecciones, en donde fueron alrededor del 54% de las mujeres quienes decidieron el destino del país en las elecciones presidenciales, elecciones a diputadas y diputados de la Asamblea Legislativa y Concejos Municipales, no obstante, sus derechos, necesidades e intereses son aún dejados atrás en la formulación de los presupuestos generales de la nación.

En ese sentido, las diputadas solicitaron que se revierta la disminución de $3.7 millones que reflejan las partidas asignadas para el cumplimiento de los artículos 33 y 34 de la Ley Integral para una Vida Libre de Violencia (LEIV) y el artículo 13 de la Ley de Igualdad, Equidad y Erradicación de la Discriminación contra la Mujer (LIE), dentro de las que se elimina la línea de Atención a Víctimas y Equidad de género, del Ramo de Justicia y Seguridad Pública. En los artículos mencionados, consta el compromiso del Estado de garantizar la asignación de partidas presupuestarias etiquetadas suficientes para el cumplimiento de ambas leyes.

Asimismo, requirieron que se analicen las reorientaciones efectuadas al Hospital Nacional de la Mujer, pues aunque se observa un incremento en su monto total y la inclusión de un nuevo programa de Desarrollo Infantil Temprano, se elimina la línea presupuestaria de fortalecimiento de la salud de la mujer y se reduce $9.0 millones en la línea de atención hospitalaria.

También proponen que la Comisión de Hacienda considere la reasignación de fondos a fin de evitar cualquier reducción en los programas sociales y de subsidios al gas licuado, cuya eliminación tendría un impacto diferenciado hacia las mujeres, profundizando la pobreza y la carga de cuidados, a su vez, analizar alternativas para evitar la reducción presupuestaria de los Programas de Salud en el Primer Nivel de Atención (clínicas comunitarias, unidades de salud y ECOS), ya que son las mujeres quienes demandan mayor acceso a estos servicios especializados.

De esta manera y con el fin de realizar las reasignaciones antes mencionadas, el GPM propone que se evalúen las partidas presupuestarias relacionadas con gastos diversos, publicidad, así como otros incrementos que no están debidamente sustentados y suman $87.7 millones, según lo ha señalado por diferentes centros de pensamiento y expresiones de las organizaciones de sociedad civil y organizaciones de mujeres que han participado en el análisis del presupuesto con perspectiva de género.

De igual forma, se recomienda reasignar fondos para la implementación de la política de mujeres rurales y su reconocimiento como mujeres productoras, dado que existen cerca de 1.4 millones de mujeres rurales, pero solo 37,567 son reconocidas como productoras agropecuarias.

Finalmente, el GPM también recomendó a la Comisión de Hacienda y Especial del Presupuesto, incluir en la Ley del Presupuesto 2020 un artículo que asegure que las partidas de presupuesto etiquetado para garantizar derechos de las mujeres no sean transferibles a otros ramos y asimismo, que se incluyan mecanismos de participación ciudadana y contraloría, para que las organizaciones de mujeres puedan evaluar la implementación del presupuesto con enfoque de género. Ver menos